Antes de los 10 años, preocúpate por jugar, lávate si te ensucias y no le grites a tus padres. De los 10 a los 20 años, asiste a tus clases y estudia, tal vez vayas a pensar que lo que te enseñarán no sirve para la vida y en parte es cierto, lo que pasa es que son cosas sencillas de aprender y es una excelente preparación para lo que vendrá en los siguientes años; ejercita la “memoria de las 12 horas” estudiando de un día para otro; también escoge por lo menos un día por semana para caminar hasta […]